Luchar contra la depresión empresarial.

Un empresario emprende un negocio y a lo largo de los años puede llegar a conseguir crear una gran empresa, incluso (en algunos casos) un imperio.

De cara a familiares y amigos (aparentemente) es una persona “GUAY” le va todo genial. El paisa tiene su lexus, su mega casa, va al trabajo diariamente con normalidad (o eso parece), mantiene citas con sus clientes o proveedores, asiste a ferias, conferencias, eventos, etc…

De lo que no nos damos cuenta es que en muchos casos, estos empresarios sufren depresión o ansiedad interna, y esconden que no duermen bien por la noche, que se irritan con facilidad, que están exaltados, etc.. Incluso en ocasiones se nota que no se concentran, que cuando les preguntas algo están como apirolados…

Si te ves reflejado en lo que estoy diciendo, a pesar de que no lo quieras reconocer deberías de plantearte seguir un par de consejos:

  • En muchos casos, la Depresión empresarial viene debido al “puñetero dinero”: Deja de pensar que eres el “El Rey de la pista” y bájate de la moto. Déjate asesorar por profesionales financieros. Es bueno tener el punto de vista de un profesional externo. Ven las cosas de otra manera. Es bueno adelantarse a los problemas financieros que pueden surgir e incluso se pueden establecer planes o estrategias para conseguir objetivos.

  • No te dejes dominar: Si te ves mal vete a un médico, psicólogo, o lo que sea… Debes evitar dejar que la ansiedad te domine, porque te puede hacer mucho daño.

  • Haz lo que te gusta: El problema del empresario es que no se cuida de hacer las cosas que le gustaría hacer. Piensa que no tiene tiempo y siempre está pensando en el trabajo, en la cita de mañana… Hay que buscar tiempo para hacer lo que te gusta hacer. Bien sea leer, jugar a las cartas, coger la bici… Es bueno distraerse. Relaja y abre la mente.

  • Guardamos demasiada información: Cuando le preguntas a un empresario “que tal te va” Siempre te responden que va todo bien y ocultan sus sentimientos. Esto también (aunque no lo parezca también genera ansiedad). Es bueno compartir los sentimientos con tus compañeros de trabajo o con tu mujer.

La depresión empresarial es algo común, que se ve diariamente en empresarios. No tiene escrúpulos y puede llegar a absorverte si no sabes combatirlo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *