Cómo convertirte en un emprendedor exitoso

Todos admiramos a los emprendedores exitosos, y al ver sus logros algunas veces creemos que ellos nacieron destinados para el éxito. Pero, la realidad es distinta a lo que imaginamos. Sus éxitos son el fruto de sus esfuerzos, la práctica de hábitos beneficiosos y la determinación con la que van tras una meta.

Si has tenido en mente convertirte en emprendedor y piensas que sólo con abrir tu propio negocio el éxito vendrá por sí sólo, debes estar consciente que no funciona así.

Muchos emprendedores exitosos dedican parte de su tiempo a la formación sobre desarrollo personal y el perfeccionamiento de habilidades sociales, así como también estudian sobre otros temas, aunque la mayoría de las personas sólo se fijen en la habilidad que estos tienen para ganar dinero y acumular fortuna.

Lo cierto es que todo ese éxito no surge de un día para otro, sino que es el resultado de muchos factores, por lo que, si deseas convertirte en un emprendedor exitoso, compartiremos contigo algunos puntos clave que puedes practicar y llegar a ser como uno de ellos.

 

Consejos para ser un emprendedor exitoso

1-No temas a lo desconocido: si te paralizas o te retraes cuando estás frente a una situación que no conoces, entonces debes dejar el temor de lado si realmente has tomado la decisión de alcanzar el éxito. Pues, los emprendedores exitosos, aunque puedan sentir dudas o inseguridad, jamás detienen su paso, sino que toman los riesgos necesarios hasta llegar al lugar que desean.

2-Caza ideas exitosas: porque son estas las que guiarán tus pasos y algunas personas creen que deben permanecer sentadas esperando que esa gran idea llegue de repente. Sin embargo, eres tú quien debe ir tras ellas. Estas se encuentran en todos lados, nos rodean, pero quienes están obsesionados con el éxito son los primeros que se atreven a verlas. Sal de casa, toma un paseo, lleva contigo siempre un lápiz y un papel, observa todo cuanto te rodea y agudiza tu vista, porque todas las ideas están allí y se encuentran en todas las necesidades que tienen los usuarios y que ni siquiera la competencia ha logrado detectar.

3-No te aísles: de lo que están haciendo los otros en el mercado al cual estás por introducirte. Muchos fracasos en el campo del emprendimiento ocurren porque hay quienes piensan que pueden llegar a la cima por sí mismos y que no necesitan de nadie más. Pero, la experiencia confirma lo contrario, conocer a otros emprendedores con los mismos buenos hábitos y hacer una red de contactos es beneficioso para concretar algunos propósitos necesarios a lo largo del camino.

4-Escucha a quienes ya han recorrido: el trecho que ahora tú empiezas. No te encierres en otra de las erróneas creencias que tienen muchos al considerar que deben mantener sus ideas de emprendimiento en total secreto y no dar a conocer ningún detalle sobre las mismas. Lo mejor que puedes hacer es compartir lo que tienes en mente, y si lo haces con quienes ya tienen experiencia obtendrás una ganancia mucho mayor, dado que podrías recibir información que te será útil más adelante porque quienes ya han emprendido han superado muchos obstáculos y han hecho frente a las dificultades que se anteponían entre ellos y el éxito. No te cierres nunca aun buen consejo.

5-Aprende a discriminar y sigue adelante: esto quiere decir que tendrás a muchas personas que te darán ánimo, otras te darán buenos consejos y recomendaciones para que te acerques más a tus sueños, pero también habrá quienes querrán desanimarte con comentarios negativos diciéndote, por ejemplo, que jamás podrás lograrlo porque es muy complicado, o que tu idea es inviable. Aquí es cuando debes aprender a discriminar, esto quiere decir que debes aprender a identificar y seleccionar los consejos que en realidad sean buenos para ti y que provienen de aquellos que te desean éxito con sinceridad, ya que se te acercarán personas que nunca en su vida han siquiera emprendido o intentado algo, pero llegarán a ti con críticas maliciosas para desanimarte.

6-Forma un buen equipo: en el cual se encuentren expertos o personas con conocimientos en distintas ramas que puedan cubrir cualquier vacío que pudiese estar presente. Pero, es mucho más importante que te sientas a gusto con esas personas, y que sientas total seguridad y confianza especialmente con quienes lleguen a conformar una sociedad contigo porque este es un elemento crucial que influye de manera determinante en la continuidad del negocio, así como en su éxito o fracaso.

7-Aprende constantemente: como ya te hemos indicado, el aprendizaje es un ingrediente primordial en el emprendimiento. Los emprendedores exitosos todos los días obtienen una nueva lección. Estos conocimientos se van multiplicando y luego podrán ser empleados en el momento menos oportuno.

8-Ten persistencia: este es un factor que tendrá que estar presente durante todo el trayecto de tu emprendimiento. Mientas más persistas persiguiendo tus metas, más cerca estarás de ellas. Puedes cansarte, pero no por ello tienes que detener tu camino al éxito. Descansa, toma un respiro y continúa, siempre hacia adelante.

Las dificultades son parte de la vida de cualquier persona, y estas pueden ser mucho más frecuentes si estamos en el mundo del emprendimiento, ya que son muchas las cosas y personas con las que tendrás que lidiar, pero al final del día siempre tendrás aprendida una nueva lección.

La idea de que tengas fortaleza es para que puedas hacer frente a todos los obstáculos que puedan aparecer. Esto no quiere decir que todo será difícil. Al contrario, el emprendimiento también tiene muchas cosas buenas, entre ellas el poder ser feliz haciendo algo que te apasiona y además observar tu crecimiento como persona.

Lo mejor, es que hay más de actitud que de cualquier otra cosa. Si tienes la actitud correcta y la disposición que se requiere podrás salir adelante sin importar nada, llegando así a convertirte en un verdadero emprendedor exitoso.

Fuente de información aportado por: Gananci.